Ir directamente al contenido
Consigue tus regalos por compras superiores a 60 euros
Iniciar sesión
Crear cuenta
¿Olvidaste tu contraseña?
Registrarse
Iniciar sesión
Este campo es obligatorio
Restablecer tu contraseña
Te enviaremos un correo electrónico para restablecer tu contraseña
Salud de las mujeres embarazadas y de las nuevas mamás
|
22 de junio de 2022

 5 remedios para combatir el insomnio durante el embarazo

¿No puedes conciliar el sueño cuando te vas a dormir? ¿Te despiertas constantemente durante la noche? ¿Das vueltas como una croqueta buscando una posición cómoda que parece no existir? Todos estos son síntomas de insomnio en el embarazo. Esto es lo que debes hacer.  

¿Por qué es difícil dormir durante el embarazo? 

El insomnio es una de las quejas más comunes cuando se espera un bebé, especialmente en el tercer trimestre, cuando la barriga se hace más grande y pesada.  

Las causas se encuentran en los cambios fisiológicos y hormonales que se producen en la mamá. 

El cansancio aumenta exponencialmente porque tu cuerpo utiliza mucha energía y recursos para alimentar y hacer crecer al bebé. Sin embargo, por muy cansada que estés, ¡no estás descansando todo lo que necesitas!  

Tu cuerpo está suministrando continuamente al feto nutrientes y oxígeno, manteniendo su metabolismo en marcha. Además, a medida que la barriguita crece, tienes dolores de espalda que no te permiten sentirte cómoda mientras descansas. 

No te preocupes, ¡hay varios trucos que pueden ayudarte a dormir mejor! 

Insomnio en el embarazo, qué hacer 

Hay varios remedios eficaces que puedes poner en práctica para combatir el insomnio durante el embarazo. Entre ellos seguro que hay al menos uno que mejorará la calidad de su sueño. ¡Pruébalo para creerlo!

1. La almohada para embarazadas puede hacer maravillas  

Dormir boca abajo con la barriga es todo menos cómodo. Dormir boca abajo perjudica la espalda, no favorece la circulación y dificulta la respiración. 

Sólo queda dormir de lado, mucho mejor si es el lado izquierdo, que permite el mejor flujo de sangre al bebé y asegura que el útero no presione el hígado, como ocurre cuando se duerme sobre el lado derecho.  

Sin embargo, mantener esta posición durante toda la noche es más fácil de decir que de hacer, porque décadas de costumbre le harán volver sistemáticamente a tu posición favorita.  

Utiliza tu Koala Hugs Plus, que apoya tu barriguita, espalda y caderas. Dormir toda la noche ya no parecerá un sueño, si no será una realidad.

2. Evitar los alimentos pesados y azucarados por la noche 

Los alimentos demasiado pesados y difíciles de digerir, como los fritos y las especias, deben evitarse en la cena. Durante el embarazo se es más propenso a la acidez y a las malas digestiones, lo que por razones obvias dificulta el sueño.  

Lo mismo ocurre con el té, el café, el chocolate y los dulces, que actúan como estimulantes y te mantienen despierto. 

3. Haz ejercicio durante el día 

Ya sea yoga, pilates, natación o caminar, hacer ejercicio, aunque sea un paseo, es siempre un buen hábito. También ayuda a cansar el cuerpo y a deshacerse de la energía negativa, lo que te ayudará a dormir mejor. 

4. No a las siestas durante el día  

Por muy cansada que estés y sientas la necesidad de tumbarte en la cama justo después de comer, aguanta y mantente bien despierta. Dormir durante el día es un arma de doble filo: recuperarás parte de tu cansancio, pero te costará aún más dormir por la noche. 

La siesta sólo es buena si se hace con moderación: lo ideal es dormir entre 10 y 15 minutos, y un máximo de 30 minutos. Puede que no parezca mucho, pero te sorprenderá de lo regeneradoros que pueden ser 10 minutos de sueño.

5. Cree su propio ritual de relax antes de irte a dormir  

Es importante relajar la mente y el cuerpo al final del día, para estar preparados para entregarse al sueño. Es importante crear una rutina en la que el cuerpo se encuentre a sí mismo, como acostarse siempre a la misma hora, leer un libro antes de apagar la luz, tomar un baño caliente, beber una infusión. También puedes dedicarte al yoga o a la meditación. 

Cada persona se relaja a su manera, así que tendrás que encontrar tu propia rutina. Recuerda no utilizar el teléfono móvil al menos una hora antes de irte a dormir. 

¿Qué tomar para dormir durante el embarazo?  

Como seguro que sabes, el uso de fármacos para dormir, como los somníferos, está generalmente contraindicado durante el embarazo.  

¿Hay alguna hierba o infusión recomendada durante el embarazo? 

Nuestro consejo es que consultes a tu ginecólogo antes de tomar cualquier sustancia, aunque sea natural. Podrá recomendar remedios fitoterapéuticos en forma de infusiones o gotas que no presentan ningún riesgo para el feto. 

Por ejemplo, la manzanilla, la melisa y la valeriana se toleran bien en el embarazo, siempre que no se abuse de ellas. 

 

El cojín de embarazo es el mejor aliado de una mamá no sólo para dormir bien, sino también para el dolor de espalda, que es otro problema común cuando se espera un bebé. Utilízalo durante la noche, pero también durante el día como apoyo para tu espalda cuando descanses. Cuando nazca el bebé, se convertirá en su almohada de lactancia y mucho más. 

Tu próxima lectura