Somos Emil y Giacomo, los fundadores de Koala Babycare

Nuestra amistad nació entre los escritorios del colegio y continuó en las aulas universitarias. Después de acabar ingeniería, tomamos dos caminos diferentes, pero no por mucho tiempo. De hecho, nos encontramos trabajando en la misma empresa, por casualidad … pero tal vez la casualidad no existe, dado el alud de eventos positivos que sucedieron después.

No duramos mucho en ese ambiente.
Era una importante empresa multinacional y pensamos que nos daría una gran satisfacción trabajar allí. En realidad, todo lo que hicimos fue diseñar pequeñas partes de estructuras gigantescas, que nunca vimos completas.

“No podíamos dar rienda suelta a nuestra creatividad ni tocar con nuestras propias manos lo que contribuimos a realizar”.

No teníamos contacto con el cliente final, por supuesto. Nos sentíamos como un engranaje pequeño en una máquina enorme: esa no era la vida a la que aspirábamos cuando estábamos en la universidad.
Junto con el título, también teníamos pendiente el sueño de crear algo que pudiera tener un impacto positivo en las personas. Nuestro trabajo en ese entonces no iba en esa dirección, por lo que fue difícil para nosotros. Había llegado el momento de dar rienda suelta a nuestras ambiciones y empezar la vida que siempre habíamos querido.

Contábamos con nuestras habilidades, con nuestra determinación, y con el poder de Internet que nos permitiría llegar a cualquier persona en el mundo… Pero nos faltaba el producto.

mamma bebè - Koala Babycare

Por aquél entonces, varios de nuestros amigos tuvieron hijos.
Giacomo se convirtió en tío y adoraba a sus sobrinos.
La novia de Emil trabajaba en una guardería y a menudo hablaba de madres preocupadas porque las cabezas de sus bebés se habían aplanado después de meses de dormir sin una almohada apropiada.
Fue en ese momento en el que se nos ocurrió:

“¿Por qué no usar nuestras habilidades como ingenieros para ayudar a las mamás y a los papás a resolver este problema?”

Esta fue la chispa que reavivó la llama de nuestra pasión.
Entonces, nosotros, dos jóvenes ingenieros, comenzamos a dedicarnos en cuerpo y alma al bienestar de los bebés.

interno cuscini - Koala Babycare

Nuestra formación técnico-científica nos guió en la primera fase de estudio del problema de la plagiocefalia y de las soluciones disponibles en el mercado.
Comenzamos una investigación estadística real para comprender las necesidades de los nuevos padres y de sus bebés. Lo hicimos leyendo todos los comentarios en línea de productos similares a los que queríamos desarrollar.
También compramos las almohadas ya existentes para estudiarlas de cerca.
Además, hablamos con las madres que conocíamos y hablamos con pediatras expertos sobre este problema, como la doctora Bonanno.

Después de la fase de análisis y de diseño, elegimos los materiales.
Así, la espuma viscoelástica BASF, de alta calidad, se une a la funda acolchada que no solo es muy suave, sino que está diseñada para resistir el lavado sin encogerse.
Actuamos en varios frentes sin descuidar ningún detalle, con un solo propósito.

“Queríamos crear una almohada única, la mejor para cuidar perfectamente la delicada cabecita de tu bebé. Lo mejor para apoyarlo tanto a él como a su cabecita.”

Y así fue cómo en marzo de 2017, nació el prototipo de nuestra almohada para la plagiocefalia. No podíamos estar más orgullosos de nuestro primer producto.

Con ella nace oficialmente Koala Babycare.

Al igual que un koala cariñoso y suave, nuestra almohada abraza la cabeza de tu bebé con la misma delicadeza que tiene para cuidarlo.

Logo Circolare - Koala Babycare

En Koala Babycare no solo hemos puesto el cerebro y la técnica, sino también el corazón y la pasión.
Por eso nos preocupamos tanto por llevarte a nuestro mundo y acompañarte en los primeros meses de la mayor aventura de tu vida, o mejor dicho, de vuestra vida.

No queremos ofrecer un solo producto: todos son capaces de eso.
Queremos ofrecer nuestro apoyo y una experiencia positiva a 360​​°, que os abrace como un koala.
Queremos transmitir nuestro entusiasmo y pasión, pero también el afecto y la armonía que todos los días vivimos en el equipo de Koala Babycare.

Sí, porque desde que creamos nuestra primera almohada nuestra familia se ha expandido.

Ahora no solo somos nosotros, Emil y Giacomo, sino también Alberto, Arianna, Federico, Francesca, Margherita, Marta, Martina, Nicoletta, Sara, Silvia y Lucía. Es gracias a ellos si estamos presentes y disponibles todos los días para responder a todas tus preguntas. También es gracias a ellos si seguimos creciendo paso a paso.

“¿Por qué no usar nuestras habilidades como ingenieros para ayudar a las mamás y a los papás a resolver este problema?”

Tanto nosotros como nuestros compañeros en esta aventura, estamos acostumbrados a pensar en grande. Es por eso que la línea de productos de Koala Babycare se expandirá aún más.

Con nuestros productos, queremos abarcar cada aspecto de tu experiencia en la primera fase de la vida de tu bebé. Y, ¿quién sabe? , ¡a lo mejor tu hijo o tu hija también piensa en grande cuando sea mayor

Creemos que vivir una vida feliz y espléndida es un derecho de todos.

Hemos trabajado duro para lograr nuestra felicidad y hemos tenido éxito gracias a Koala Babycare.

A nuestra manera, queremos ayudar a que el planeta sea un lugar mejor. No solo con los productos que creamos, sino también con la mentalidad que intentamos difundir y con nuestro apoyo a las asociaciones que se ocupan de los niños. Hemos elegido convertirnos en una Empresa Amiga de Unicef ​​para poder brindar ayuda concreta a los niños que más lo necesitan.

Una persona sola no cambiará el mundo, pero juntos podemos hacerlo.

¡Comenzando desde los niños, cerca y lejos, para hacerlos crecer soñando en grande y convertirse en adultos felices!